Aquí se cocina sin gluten

La dieta sin gluten puede ostentar una cocina creativa, nutritiva y divertida sin embargo, todavía, existe desconocimiento de su manejo por gran parte de la hostelería lo que produce serias limitaciones de movimiento y relaciones sociales a los celíacos.

Semana de los productos pesqueros

Semana de los productos pesqueros

1 de julio de 2015

Empezamos a asomar!!!

A alguien le parecerá extraño el título del post pero si os cuento que la primera reacción en el mundo celíaco es retraerse de salir, asumir el problema solos, no arriesgar a comer fuera, ¡no pedir!

Pero, al igual que se ha notado una evolución en los últimos años (yo diría que los últimos dos) en la calidad de los productos especiales, cantidad de oferta, trabajos de divulgación cada vez mas visibles, también se nota mas nuestra presencia.... me refiero al celiaco de a pie, en la calle y en cualquier establecimiento.

Cada vez hay menos complejo en decir: "soy celíaco" y estamos consiguiendo normalizar la palabreja que, bonita no es pero, a fuerza de decirla pues será conocida por todo el mundo. De hecho lo último que oí decir a un famoso Chef es... ¡habéis dejado de ser los raritos!

Así que, en esa evolución, y lo digo para animar a los recién llegados al mundo sin gluten, nosotros, nuestra familia, hemos pasado al siguiente paso y es la de movernos donde queramos que ya buscaremos donde comemos en vez de, como en el paso anterior que primero buscábamos donde se podría comer y eso condicionaba donde nos moveríamos.

Y.. ¿Sabéis qué? Si hay locales adaptados por la zona los disfrutamos y si no pues recurrimos a esa amabilidad que solemos encontrar y con nuestras indicaciones tenemos en la mesa un menú apto.

Hemos aprendido a pedir, saber pedir, saber captar si nos entienden lo que pedimos y... ¡dejar nuestra "miguina singlu" allá donde vamos! ¿Cómo?... Con un simple agradecimiento.

Vamos...  ¡el mundo también es nuestro!




Andaba yo un poco oxidada en el planeamiento de nuestras salidas pero, como lo he dicho antes, ahora ya me atrevo a planear las salidas sin el condicionamiento de movernos solo donde haya establecimientos adaptados.

Así que para tomar ideas recurro a internet buscando cuevas a visitar, rutas de senderismos, visitas guiadas, escapadas originales... Y de esta forma me he topado con MasCupon que no solo me da ideas sino que puedo aplicar descuentos. ¡Genial!

Cualquier celíaco me entenderá la ilusión... ¡El mundo descuento se había quedado en una utopía para nosotros! Así que este año... ¡Este es nuestro paso evolutivo!




Hace poco que conozco MasCupon y la realidad es que funciona muy bien, es fiable, es española y se encuentran descuentos en productos y servicios de sobra conocidos en nuestro ámbito español.

Con la de veces que he comprado entradas en Internet y nunca he utilizado ese apartado que suele encontrarse para entrar un código descuento. ¡Hasta que he descubierto que se encuentran en  MasCupon!


Hay de todo. Por ejemplo descuentos en hoteles. Ya tengo una "ristra" de hoteles reservados para hacer una ruta este verano, que os contaré, y a todos les he escrito pidiendo desayuno para celíaco... ¡todos han contestado afirmativamente!... ¿Veis?.. A veces es solo cuestión de pedir.

¡Ah!... Incluso busco descuentos para ir a comer.





A ver... ¿quién según me leía pensaba que es imposible reservar con descuentos para comer sin gluten?. Porque todo lo de las fotos de arriba es sin gluten.

Que hay menos... síiii, pero que los hay... ¡también! Así que poneos las pilas, reservar, aplicad descuentos y, tened el detalle de dejar luego el comentario para que se vea que hay "demanda singlutenera"

Para que veais que me he enviciado he estado mirando Just Eat donde se puede comprar comida a domicilio y tienen la opción sin gluten, todavía en blanco pero que veo que se lo están currando para llenarlo, también he mirado Tassimo donde hay una oferta muy chula que me estoy pensando, he comprado en Atrápalo y en El Tenedor concretamente en un restaurante de Madrid con una carta fantástica sin gluten, en New York burger de Recoletos.



Estamos contentos pues la verdad es que cada vez salimos mas y tenemos menos problemas. Perfecto no hay nada pero lo que sí puedo asegurar que el hecho de vivir una situación restrictiva para comer fuera pues lo disfrutamos mucho mas.

Y tú... ¿No has roto todavía tu cadena esa del miedo a salir por tu celiaquía?... Atrévete... ¡Sal! ¡Pide! ¡Cóme fuera! y..... ¡¡¡Disfruta!!!





Espero que os guste y.... ¡os haya animado un poquino!

Lourdes


25 de junio de 2015

Milhojas de salmón y quinoa #singluten #Unlujo

Puedo asegurar, y aseguro, que solo con este plato se queda uno satisfecho y obtiene un aporte nutritivo completo.

Además, he de decir que, se sorprende gratamente al comensal tipo "antimodernidades". O sea, tipo mi maromito de gusto tradicional en la cocina y a quién le tiran mucho los guisos de toda la vida. ¡Es asín!



Cómo ya habréis apreciado en la foto la quinoa no está simplemente cocida sino que se ve enriquecida. Aquí va la receta.

Preparación de la Quinoa

Ingredientes:

250 grs. de quinoa
100 grs. de espárragos
1/2 puerro
100 grs. de queso rallado
40 grs de aceite de oliva virgen
40 grs. de vino blanco
300 grs. de agua
sal

Preparación:

1. Se trocea finamente el puerro y los espárragos. De los espárragos aprovechamos las partes mas tiernas (puntas) para esta preparación y reservamos la parte mas dura para la salsa.

2. La quinoa hay que enjuagarla bien con agua fría y escurrir. Luego se tuesta unos minutos en una sartén antiadherente y se retira.

3. Echamos en la sartén el aceite y cuando se caliente añadimos el puerro y los espárragos dejando que se rehogue bien.

4. Añadimos la quinoa y rehogamos otros dos minutos con las verduritas.

5. Añadimos el vino blanco y dejamos que evapore. No dejar de remover.

6. Añadimos el agua y salamos (poca por favor). Removemos de vez en cuando, mantener a un fuego medio y en 20 minutos estará hecho.

7. Añadimos el queso rallado y removemos. Ya está preparado y listo para el montaje del plato.



Para la salsa decidí utilizar también puerro y espárrago. Recordad que utilicé medio puerro y reservé la parte mas dura de los espárragos. No se desperdicia nada.

Preparación de la salsa

Ingredientes:

100 gs. de espárragos
1/2 puerro
40 grs. de aceite de oliva virgen
un brick de nata de cocinar ligera
sal

Preparación:

En una sartén rehogamos bien el puerro y los espárragos bien troceados.

Añadimos la nata de cocinar y dejamos que dé un hervor, no mas.

Salamos pero, por favor, poquita que luego en el montaje del plato y con el salmón no hace falta que quede sabrosa.

Lo pasamos por la batidora y ya tenemos la salsa.






Parece que al ir por pasos la receta es complicada pero ya vais viendo que no es así ¿verdad?

Montaje del plato

Ingredientes:

Quinoa preparada
Salsa preparada
Cebollino
Salmón ahumado en láminas

Preparación:

Sobre el plato colocamos un aro de emplatar.

Dentro del aro colocamos por capas salmón ahumado y quinoa.

Regamos con la salsa preparada y espolvoreamos sobre el plato cebollino troceado muy pequeñito y sal en escamas.





En este segundo plato veis que he preparado menos capas. Digamos que es la opción infantil... ¡llena mucho!

Espero que os guste,

Lourdes

23 de junio de 2015

Empanadas. Cooking Challenge

Cuando Ly nos dijo que quería, para este mes, empanadas y comprobé lo que ya tenía publicado me dí cuenta que faltan opciones en este blog.

Con la variedad de harinas sin gluten que tenemos en el mercado me he aferrado, sin darme cuenta, a mi receta tradicional que me encanta y no había probado con mas.

Así que decidí, en esta ocasión, comprobar que tal se me daría con Adpan de panadería.



Ingredientes para la masa:

50 grs. agua
Un sobrecito de levadura de panadería Adpan
400 grs. harina Adpan de panadería
50 grs. mantequilla disuelta
50 grs. vino blanco
2 huevos batidos
sal

Preparación:

1. Amasar. Podéis utilizar amasadora, panificadora, thermomix o a mano. Dependiendo de como se haga pues simplemente se tardará un poco mas o menos.

2. Cuando veamos que tenemos una masa bien integrada hacer una bola, envolver en film y llevar al frigorífico mínimo dos horas.



El relleno:

Dátiles
Jamón york
Queso fundible (mirad que sea apto para celiacos)
Bacon en tiras

Preparación:

Decidí hacer mitad y mitad según gustos. Los dátiles no son de mucho agrado a mis hijos.

1. Se saca la bola de masa que tenemos en la nevera y se divide en dos partes iguales. 

2. Se extiende la primera  sobre ella se coloca una capa generosa de jamón york, otra de queso en láminas y, por último, una mitad con dátiles y la otra con bacon.

3. Se cubre con la otra parte de la masa extendida. Se utilizan los sobrantes para adornar.

4. Se hornea a 180º unos 35 minutos.






Todas las "amigas cooking" necesitamos vacaciones y, creo que, el siguiente Cooking challenge volverá en septiembre con mas sorpresas y desafíos. No obstante os dejamos unos buenos deberes con tanta empanada que dejamos hoy en la red. ¡Me voy a ver sus opciones!

Elvira de Los cerezos en flor
Rosa de Quocinando
Mercè de Cuina per a llaminers
Maragda de La Quinta de Luculus


¡Ah!... Y no dejéis de ver las otras opciones que tengo en mi blog.



Empanada de morcilla y pera
Empanada de Pulpo y cebolla
Empanadillas
Empanadillas de yuca con calabacín y berberechos


Yo seguiré publicando cositas este verano y creo que voy voy a parar... solo voy a ralentizar el número de publicaciones.

Así que... ¡¡Aquí os veo!!

Lourdes

15 de junio de 2015

Pan #singluten: 1 receta y 4 resultados

Tal como prometí en el curso de pan que impartí en Salaia hoy os cuento con detalle la receta que hice.

La receta la desarrollé exclusivamente para este Salón buscando lo mas fácil del mundo para que os animéis a hacer pan y que os salga siempre sin ningún problema.

Estaba previsto hacer las 4 elaboraciones que vais a ver aquí pero hice solo dos porque me encontré con unas condiciones bastante difíciles de trabajo derivadas de varias cosas: Cocina montada en el exterior que coincidió con climatología adversa y, por qué no lo voy a decir, una gestión de Salaia que, yo creo, cojeó en muchos aspectos.

A mí, que no me va la vida en ello, me dio exactamente igual pero creo, y lo digo con el corazón, que allí había muchas personas entregando hasta el alma por su negocio que merecen una gestión brillante y de máxima calidad.

Este alma de los participantes fue lo que me cautivó. Hay que ver como se lo trabajan, como se ayudan unos a otros y que impresionante la calidad de los productos que presentaron todos.





Paso a como hacer pan entendiendo el fundamento y con receta muy fácil, de las que nunca fallan. Voy a ir por partes insertando la información entre las fotos. ¡Comienzo!


Levadura:

Es un organismo vivo. Son hongos unicelulares. En la fermentación se alimentan y generan alcoholes y dióxido de carbono (CO2)

Fresca: Caduca pronto y es muy delicada. Por ejemplo, en verano se coge de la nevera del supermercado, la dejamos en el maletero del coche, volvemos a dejarla en la nevera de nuestra casa y esos cambios harán que cada vez que la usemos tengamos un resultado diferente.

Liofilizada: es levadura eshidratada. Es mas estable, es decir, obtendremos siempre el mismo resultado porque no sufre con los cambios de temperatura mientras la tengamos en sus sobres.

Otras levaduras:

Extracto de levadura o copos de cerveza están pensadas para dar sabor.

Como se usa:

1. Hay que despertarla con agua rica. Si el agua no es rica el truquito es añadir una cucharadita de miel.

2. Tratarla como un bebé. Recordad que tiene vida y no le gusta ni el frío ni el calor. Usad el agua agradable de temperatura y levad en temperatura agradable. De hecho en Salaia hacía frío y, como truco, puse la masa cubierta con un paño en un rincón donde daba el sol.

3. Despues del primer levado desgasificad siempre. En el primer levado la levadura ha comido y soltado gases sin control. Si hacemos pan en ese momento sin desgasificar nos saldrían panes con agujeros grandes.

Datos importantes:

Vinagre: ayuda. Se puede añadir al agua una cucharadita.

Aceite: retarda. Se añade siempre lo último por eso.

Sal: Mata a la levadura. Se añade siempre al final y a ser posible a los 2 minutos de amasado.





Receta: La misma para panecillos, pan de molde, colines y pizza-pan


Ingredientes:

500 grs. agua
1 sobre de levadura
una cucharadita de miel
350 grs. de Schar pan
125 de Beiker
25 de trigo sarraceno
30 grs. aceite
8 grs. sal

Preparación para panecillos:

1. Se echan los ingredientes en el orden indicado, exactamente en el orden indicado, en donde lo queráis amasar:
  • En thermomix velocidad 6 durante un minuto
  • En amasadora velocidad media durante 6-7 minutos
  • A mano en un bol y con cuchara de madera nos llevará unos 15 minutos
  • En panificadora poniendo un programa de amasado y levado.

2. Se deja levar tapándola con un trapo en un ambiente cálido. (una hora)

3. Una vez levado se desgasifica la masa amasándola de nuevo y formamos panecillos cogiendo masa con dos cucharas mojadas en aceite y dejándo los molletes en baguettera.

4. Pasamos las baguetteras al horno precalentado a 200º, echamos un vaso de agua en el fondo del horno (poner la bandeja en el suelo del horno para este agua), cerramos y horneamos 35 minutos.

5. Veremos como se forman los panecillos solos e incluso hacen greña.

Nota importante: los panecillos que veis en las fotos de arriba tienen mejor color y eso es porque sustituí 25 grs de Schar por 25 grs de leche en polvo.






Harinas:

Para hacer pan sin gluten tenemos en el mercado muchas opciones que podemos dividir en dos grandes grupos: Preparados panificables y harinas naturales.

En mi opinión es mejor empezar por los preparados panificables. Son preparados que tienen un estudio profesional detrás muy importante que nos ayudará a que nuestros panes salgan bien y a la primera.

Las harinas naturales son mas ricas y nutritivas sin embargo, sobre todo para novatos en panificación, son más difíciles de conseguir el éxito con ellas y, además, circulan muchas recetas por internet con ellas en las que se les añaden aditivos para su mejor resultado con los que habría que tener cuidado. 

Por ejemplo: la goma xantana tiene su estudio (y regulación legislada) de cantidades máximas de consumo humano. Mas allá puede ser incluso malo para la salud. La tendencia es añadir cada vez mas cantidad para conseguir mejor manejo de la masa. 

No trato de meter miedo ¿eh?. Con esto quiero dejar claro que todo hay que hacerlo desde la moderación y un mínimo de información.

Por ello mi consejo, en todo momento, es empezar con harinas panificables y luego ir evolucionando añadiendo cada vez mas harinas naturales y diferentes para aprovechar las propiedades nutricionales de las muchas que tenemos a disposición y nada mejor que hacer cursos con los profesionales en la materia como: El Espíritu del Bosque y Celikatessen





Preparación de pan de molde:

La misma receta arriba indicada para los panes.

Una vez hecho el primer levado y desgasificado se pasa a un molde y dejamos volver a levar.

Tardará mucho menos esta segunda vez. 

Lo pasamos al horno a 180º y necesitará mas tiempo que los panecillos: unos 45 minutos.

Os puedo asegurar que la miga de este pan es impresionante.




Preparación de colines:

La misma receta.

Tras el levado y desgasificación se pasa directamente a una manga pastelera.

Se hacen palitos sobre un papel de horno. Se pulveriza con aceite y se espolvorean con lo que mas os guste, sal en escamas, sésamo, pipas...

Estos necesitan menos tiempo de horno a 180º unos 20 minutos.


Preparación de pizza:

La misma receta.

Tras el levado y desgasificación se pasa directamente a una manga pastelera.

Con la manga pastelera se va haciendo espiral sobre un papel de horno y luego se extiende bien en redondo con una cuchara mojada en aceite.

Se ponen los ingredientes encima y se hornea.

Recurrí a lo que tenía: Un brick de tomate frito Orlando, patatera cedida por embutidos Sierra de Monfragüe y unas pipas peladas.

Solo con eso estaba tan buena.





Los puristas dirán que la auténtica pizza se hace en dos tiempos: primero horneando la base sola, luego poniendo sobre ella el relleno y volviendo a hornear una segunda vez.

Pues sí... ¡lo séeee! Pero tenía a la vista un grupo, dirigido por Celiaco a los 30, haciendo una cata de cervezas que necesitaban rescate urgente y ¡no le pusieron ninguna pega!... Lo que hace la necesidad jajaaa




Agradecimientos a: 

Salaia por haberme invitado a vivir esta sensacional experiencia, Foody por facilitar todas las harinas y demás productos para la demostración, A embutidos Sierra de Monfragüe por facilitar la "chicha" tan rica de tierra Extremeña. A Jordi Rivas experto en elaboración de pan artesanal (Mamicasas) que me dió unas magníficas "clases particulares". A un amigo que me dejó la thermomix de última generación que me dejó pasmada. A mi familia por prescindir de mí un día completo. a Todos los participantes que, aunque no pude hablar con todos pero, todos transmitían una amabilidad fuera de serie Y, por supuesto, a mis amigos blogueros que siempre están ahí, al quite. 


Lourdes

8 de junio de 2015

Mousse de rúcula

Un mousse (espuma) tradicional es un postre de origen francés que se elabora con clara de huevo batida a punto de nieve y se mezcla con una crema que suele ser de chocolate o frutas.

Es muy conocido y muy socorrido como postre en los restaurantes. Menos conocido es la mousse salada pero también es bastante conocida como la de pescado.

Yo he preferido saltarme la tradición y utilizar gelatina en vez de clara de huevo que puede tener cierto riesgo su consumo, sobre todo, con estos calores.


Tengo un compañero de trabajo que dice que la rúcula crece en su jardín como la mala hierba y nos la reparte en un acto de desesperación jajaaa... En su casa les debe salir por las orejas las ensaladas de rúcula.

Así que con el manojo que me tocó a mí decidí hacer algo diferente y pasarle la receta que, obviamente, le ha encantado.

Además, esta rúcula es bastante fuerte de sabor y con esta receta queda muy suavecita y agradable al paladar.




Ingredientes:

6 hojas de gelatina neutra (las hojas son siempre sin gluten con lo que hay que tener cuidado es con la gelatina en polvo)
Manojo de rúcula. (limpia y troceada son unos 50 grs.)
20 grs. aceite
6 grs. sal
150 grs agua
100 grs mayonesa (mirad que esté etiquetada sin gluten)
10 grs. zumo limón
30 grs puerro
125 grs. yogur (un vasito de yogur natural sin azúcar)

Preparación:

1. En un cuenco con agua ponemos a hidratar las hojas de gelatina. Cuando las veamos hidratadas (mas o menos a los 5 minutos) las cogemos, escurrimos y tiramos el agua que había en el cuenco. Ponemos el agua indicada arriba (150 grs), volvemos a colocar la gelatina en el cuenco y lo pasamos un minuto por el microondas a máxima potencia. Removemos con una cuchara y dejamos templar.

2. Unimos todos los ingredientes en el vaso de la batidora incluído lo del paso anterior y batimos muy bien.

3. Se reparte en moldes y se deja enfriar. En 3 horas está listo.




Como preparé 3 cuenquitos el primero lo consumimos con una ensalada de tomate. El segundo lo utilicé para untar unas rebanadas de pan sin gluten y lo acompañamos de salmón ahumado.

Tengo en la nevera el tercer cuenco... ¿Cómo me sugerís consumirlo?





Espero que os guste,

Lourdes

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...