Aquí se cocina sin gluten

La dieta sin gluten puede ostentar una cocina creativa, nutritiva y divertida sin embargo, todavía, existe desconocimiento de su manejo por gran parte de la hostelería lo que produce serias limitaciones de movimiento y relaciones sociales a los celíacos.

24 de noviembre de 2014

Tapa de hongo escarlata

Seguramente ya habréis apreciado lo que me gustan las tapas. Me encanta degustar diferentes sabores y, cuando elijo, siempre miro hacia lo desconocido, lo que no tengo ni idea de lo que es y ni idea de como ha sido preparado.

De la misma manera me gusta "jugar" a las adivinanzas con mis preparaciones y con esta tapa solo sabían decirme que está muy rica pero no qué llevaba... Y vosotros... ¿sabéis que lleva?



Obviamente jugáis con ventaja porque solo tenéis que bajar aquí mas abajo y leer la recetilla.

Bueno, para empezar, utilicé las barras de pan sin gluten de Schar que, como veis, dan un aspecto muy de barra de pan de toda la vida ¿verdad?. Las corté en rebanadas y las tosté un poquito.

Encontré estas setas denominadas hongo escarlata que sé porque lo ponía el envase que no creáis que tengo conocimiento en setas. Parecidas a los níscalos pero mas blancas, curioso porque por el nombre debieran ser mas rojas ¿verdad? El caso es que las cogí para probarlas.

Ingredientes:

Hongo escarlata
2 dientes de ajo
Brick pequeño de nata de cocinar
100 grs. de sobrasada
Perejil
Sal en escamas.

Preparación:

Lavar bien los hongos y trocear en tiras.

En una sartén con un chorrito de buen aceite saltear con dos dientes de ajos laminados. Dejad que evapore el agua.

Cuando veamos que se empiezan a quedar secas añadir un brick de nata de cocinar y la sobrasada. Dejar a fuego lento para que reduzca la salsa y remover para que se integre bien con las setas.

Servir sobre tostas y espolvoread con perejil y sal en escamas.





Espero que os guste,


Lourdes

20 de noviembre de 2014

Tarta de cumpleaños... 12 ya.

Pues sí... mi enana ya no es tan enana y, aunque le falta todavía pegar el estirón, su cabeza ya discurre como adolescente.

Sigue siendo muy responsable con su dieta, los estudios empiezan, incluso, a gustarle y (bendito cambio de centro escolar hicimos) está mucho mas motivada en todo.

Si queréis conocer algo mas de ella AQUI han publicado un reportaje con mucho cariño y, además, le ha subido la autoestima porque me dice... ¡mamá ya no te quieren entrevistar a tí por el blog sino a mí!




Su pastel de cumpleaños es muy sencillo, tal como ella lo quiere, con sabor a pantera rosa y, cuando publique la receta de las panteras rosas, entenderéis por qué. Sé que estáis esperando esa publicación porque muchos visteis por el Twitter lo mucho que le gustaron al mayor necesitado de este mundo de esos pastelillos pero tened un poquino de paciencia que están en proceso de perfeccionamiento en varios sentidos.. que yaaaa contaré.

De momento os cuento como hice este pastel que, la verdad es que no tiene nada que ver con las panteras rosas pero, entre nosotras (madre/hija) todavía nos entendemos y, sabía yo de que sabor hablaba... y, aquí os adelanto un secreto, una de los ingredientes que aporta ese sabor peculiar es la nata vegetal. Con razón y toda su lógica los pastelitos que están a la venta en los supermercados no requieren de neveras para su conservación y utilizan para sus rellenos de este tipo de nata.



Bizcocho

Hice el bizcocho con la receta del yogur pero aportando una cucharadita rasa de celulosa para aportar esponjosidad:

Ingredientes:

2 envases de yogur de azúcar
3 huevos
1 envase de aceite de oliva
1 yogur de limón
3 envases de harina Schar Dolci
1 cucharadita rasa de celulosa (se puede omitir)
1 sobre de levadura de repostería


Preparación:

1. Vaciamos el yogur de limón para utilizar su envase y reservamos en un vaso.

2. Ponemos a batir con varillas el azúcar y los huevos hasta que dupliquen el tamaño y veamos una crema esponjosa.

3. Añadimos despacio el aceite y el yogur.

4. Mezclamos la harina con la levadura y añadimos muy despacio. Terminando con una espátula de silicona con movimientos envolventes.


Relleno

Montamos la nata vegetal (con medio litro es mas que suficiente porque triplica el volúmen al montar)

Abrimos el bizcocho por la mitad y ponemos una capa de nata vegetal y otra de mermelada de fresa.


Decoración

Es muy sencilla. Primero cubrimos todo el bizcocho con una capa de nata. 

Después preparamos una manga pastelera y en un lado ponemos un hilillo de colorante. Introducimos la nata y hacemos rosas sobre el bizcocho partiendo del centro y girando en el sentido de las agujas del reloj.

La nata es mucho mas fácil de manejar que las butter cream e incluso la niña se atrevió a hacer alguna.

Por alrededor se colocaron nueces partidas.. ¿Por qué?... ¿Y por qué siempre se utilizan almendras? Es lo bueno de lo casero que lo hacemos a nuestra manera y con lo que tenemos.



Espero que os guste,

Lourdes

15 de noviembre de 2014

Bundt Cake gluten free

Hoy, 15 de noviembre, es el National Bundt Cake Day y me apetecía mucho participar con el mío. Sin gluten, riquísimo y, aunque no lo parezca, ¡con remolacha!

 





Esta es mi aportación a I Love Bundt Cakes... ¡Nunca mejor dicho!
Un sitio donde se aprende como hacer este tipo de bizcochos americanos y de donde me pienso adaptar mas de uno porque, sinceramente, este que os presento me ha encantado.. ¡¡Riquísimo!! Y eso que lo he hecho con un molde Low Cost así que imaginaréis que ya tengo en la cabeza un capricho ¿verdad?... ¡¡Quiero un Nordic Ware!!




He probado, por primera vez, una harina nueva sin gluten que ha puesto en el mercado la casa Gallo. Que conste que no es un post patrocinado. Sencillamente la ví, comprobé los ingredientes, ví que es una mezcla bastante acertada para repostería y, además, está enriquecida con vitaminas... ¡lo nunca visto en harinas sin gluten! Vamos que funciona muy bien y me ha gustado mucho pero... el precio sigue la línea de los productos sin gluten y son muy difíciles de soportar.




Ingredientes:


150 grs. mantequilla
200 grs. azúcar moreno
200 grs. remolacha cocida
180 grs. leche
1 cucharadita de limón
3 huevos
350 grs. harina Gallo
Un sobre de levadura
Pizca de sal
unas gotas de esencia de vainilla


Preparación:

1. Poner la mantequilla y el azúcar en la amasadora y empezar a batir. Estará bastante tiempo porque se formará una crema con burbujas y mientras vamos preparando lo siguiente.

2. En una jarra trituramos la remolacha cocida y reservamos.

3. En otra jarra mezclamos la leche con el limón y reservamos.

4. Pesamos la harina y mezclamos con el sobre de levadura de repostería y pizca de sal.

5. Si ya vemos la mantequilla y el azúcar que ha doblado el volúmen vamos añadiendo los huevos uno a uno, dejando un tiempo entre ellos, y semibatidos.

6. Añadimos a la amasadora la  esencia de vainilla (unas gotitas solo), la remolacha y la leche cortada. todo poco a poco.

7. Bajamos al mínimo la velocidad de amasado y echamos la harina, también poco a poco y despacio.

8. Echamos la masa en el molde y horneamos a50 minutos a 180º. Horno precalentado.





Resulta curioso que no haya salido rojo o rosa ¿verdad? Os aseguro que la masa terminada de batir era totalmente roja pero al hornear ha perdido el color... ¿Por qué?.. ¡¡Pues no lo sé!!

Servirlo espolvoreado de azúcar glassé y disfrutad... ¡está delicioso!

Espero que os guste,

Lourdes

10 de noviembre de 2014

Pastel de Otoño - Cooking Challengue

LLegó el frío, llegaron las lluvias, llegó el otoño y... ¡Seguimos teniendo pasteles! Claro que sí que en esta vida hay que festejarlo todo. Festejar el aire puro de nuestros campos, festejar el ruidillo al pisar las hojas, festejar el frío en nuestra cara, festejar los bellos paisajes que tenemos en nuestro país, festejar que soy Catalana, es decir, Española y, espero, que nunca nada ni nadie me pueda dividir.

La especialista en repostería y fotografía del grupo y, tambien, nuestra queridísima niña: Mercè de Cuina per a llaminers nos ha pedido un pastel para festejar el Otoño y a mí se me ha ocurrido este que veis hecho con productos típicos de esta estación.





No olvidéis pasar por los blogs de mis amigas donde, sin duda, veréis preparaciones excepcionales y engordaréis (engordaremos) con la vista... ¿Me acompañáis?

Elvira de Los cerezos en flor
Rosa de Quocinando
Mercè de Cuina per a llaminers
Maragda de La Quinta de Luculus









Bizcocho:

Ingredientes:

4 huevos
200 grs. azúcar moreno
240 grs. aove
280 grs. Schar Dolci
2 cucharaditas bicarbonato
1 cucharadita levadura de repostería
pizca sal
150 grs. avellana
4 Kaki Persimón
zumo de un limón

Preparación:

1. Pulverizar con un molinillo las avellanas y mezclar junto con el harina, bicarbonato, levadura, pizca de sal y dejar reservado.

2. Pelar y trocear los kakis, mezclar con el zumo de 1 limón y hacerlo puré con batidora. Reservar.

3. Batir con varillas los huevos y el azúcar hasta que duplique el volumen y se vea bien cremoso.

4. Bajar la velocidad de batido de varillas y añadir 240 grs. de aceite de oliva virgen extra

5. Añadir poco a poco las harinas reservadas.

4. Añadir el puré de Kaki (o caqui) y mezclar despacio con espátula.

5. Repartir en 3 moldes pequeños redondos y hornear a 180º durante 25 minutos.






Relleno

¿Recordáis que publiqué la semana pasada el dulce de calabaza? Os comenté que lo utilizaría como relleno de algo.

Bien pues este es el relleno de este pastel entre capa y capa de bizcocho.

La receta aquí: DULCE DE CALABAZA







Merengue:

3 claras
200 grs. azúcar

Disolver el azúcar en las claras al baño maría. 

Pasar a batidora y batir hasta que esté denso. 

Dorar con soplete




Espero que os guste,


Lourdes

6 de noviembre de 2014

Dulce de calabaza

Pensaréis que lo que he hecho es cabello de ángel pero no... no he hecho cabello de ángel cuya proporción de azúcar, para su preparación, es igual al de la pulpa de calabaza que se utilice, como en las mermeladas vamos.



Creo que puede apreciarse que es un dulce mucho mas ligero y,  por obviedad se deduce, que lleva mucho menos azúcar.

Lo emboté al vacío y resulta muy rico para las tostadas del desayuno.




Ingredientes:

130 grs. de azúcar
peladura de una naranja
300 grs. de calabaza
Medio vaso de zumo de naranja
Medio vaso de agua
Un dedo de agua en un vaso con media cucharadita rasa de café de agar-agar disuelto

Preparación:

1. En la thermomix se pulveriza el azúcar junto con la peladura de la naranja. 
Si lo queréis hacer en un cazo de cocina al fuego entonces mezclar el azúcar con la piel de una naranja rallada

2. Añadir la calabaza troceada, el zumo de naranja y el agua. En thermomix trocear a velocidad 6 primero y luego mantener a velocidad 2, 45 minutos y 100º.
En el cazo llevarlo a ebullición corrigiendo el agua porque evapora mas y cuando esté la calabaza blandita pasar por un pasapurés.

3. Añadir el agua con el agar-agar disuelto y mantener en ebullición 5 minutos. Igual en ambas opciones de preparación.

El agar-agar cuidadito.. es mejor de menos que de mas si no queréis una pelota de dulce de calabaza pues su poder de gelificación es enorme. Media "cucharaína".. no mas!!



Por cierto.. este dulce lo voy a utilizar para el relleno de... ¡¡Y hasta aquí puedo contar!!. El próximo lunes la solución.




Espero que os guste,


Lourdes

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...